HISTORIA

La Fundación Los Pisingos fue creada en Mayo de 1968, por un grupo de 22 matrimonios quienes decidieron unir esfuerzos para desarrollar actividades de proyección social. Iniciaron un trabajo con 21 niñas menores de edad que se encontraban en situación de riesgo psicosocial y requerían protección integral. En 1971, la institución fue legalizada con la expedición de la Personería Jurídica a lo que inicialmente se llamó ASOCIACION LOS PISINGOS. Esta Asociación tenía como misión prestar ayuda a niñas, niños y jóvenes de ambos sexos, en materia de educación, formación, capacitación y rehabilitación. 

 

En 1974, se cambia la razón social por la de FUNDACION LOS PISINGOS y se crea el programa de adopciones, con el propósito de brindar a niños y niñas en situación de abandono, remitidos por el ICBF, DABS y la Beneficencia de Cundinamarca, una familia permanente que reuniera los requisitos emocionales, sociales y afectivos y quienes a la vez desearan conformarse como familia mediante la adopción.

 

A medida que se desarrolló y consolidó el programa, la Fundación identificó necesidades específicas de las mujeres gestantes que contactaban a la institución y tenían interés en hacer un plan de adopción para sus hijos. Por esta razón en 1985 se creó el hogar materno, con el objetivo de ofrecer protección y apoyo a la mujer embarazada, programa que con el tiempo se ha ido fortalecido, ampliando su campo de acción a la prevención de embarazos. Este programa se encuentra actualmente en restructuración administrativa.

 

Durante los 46 años de labores, la Fundación ha incursionado en otros campos de apoyo a la comunidad tales como el Plan Amigos del Niño, el programa IMPULSAR, programas de prevención del embarazo y sexualidad; atención a mujeres adultas y adolescentes en conflicto con su embarazo; proceso de restablecimiento de derechos con niños, niñas y adolescentes; preparación de padres adoptantes y el programa de apoyo para la educación a niños y niñas no adoptables. La Fundación Los Pisingos en el último año direcciona su campo de acción, centrándose en la necesidad latente del ICBF en cuanto a la ubicación de NNA con Características y Necesidades Especiales en familias adoptantes. Labor que se ha venido desempeñando con profesionalismo y dedicación.